Ah-Un, tu próximo restaurante japonés favorito en el centro

Fuimos a conocer hace poco Ah-Un, un restaurante japonés que lleva ya un año en el centro de la ciudad, a unas cuadras de la Alameda Central, y entró directo a nuestro top de los mejor de comida japonesa en la ciudad.
Ah Un CDMX
Lo primero que nos gustó fue el espacio físico. Por fuera, no promete nada diferente y parecería cualquier otro lugar del centro. Una vez que entras, sin embargo, te da esa sensación de descubrir un tesoro escondido. La arquitectura recupera la construcción original, y quitó todos los plafones y yeso para descubrir una estructura muy acogedora de ladrillo y madera. Lo mejor está al fondo del lugar: una barra larga comunal de madera, frente al chef que prepara los platillos fríos. La decoración japonesa es mínima. Como nos comentó Ricardo Pandal, uno de los socios, la idea es mantener el foco en la comida y no forzar la experiencia.
DSC_0062.jpg
Lo que en realidad brilla en el lugar es precisamente eso, la comida. Con un chef japonés y un consultor de Tokio, la carta mantiene el foco en platillos que tradicionalmente encontrarías en un restaurante que trata de mantener la fidelidad en los platillos: no hay montañas de queso crema o chiles toreados en los rollos.
DSC_0033.jpg
Probamos varios platos de la carta, y no hubo uno solo que nos decepcionara. Eso sí, tuvimos favoritos claros: shoyu ramen, con cerdo asado y un delicioso huevo cocido justo en su punto; sauce katsu, milanesa de cerdo en salsa BBQ estilo japonés sobre arroz; y la tabla de sashimi de corte mediano, con una lima rellena de hueva de salmón.
DSC_0054.jpg
A pesar de ser una cocina más tradicional, había platos con sabores fuertes y condimentados. Esto se agradece para nuestro paladar, ya que la comida más fiel a la preparación japonesa puede quedar un poco blanda para los sabores a los que estamos acostumbrados en México. He probado el katsu en otros lugares de la ciudad con chefs japoneses y preparación clásica, y suele ser un platillo suave. En Ah-Un, el katsu con salsa tiene un sabor intenso. No picante, porque no lleva nada de chile. Viene acompañado de una mostaza deliciosa que complementa muy bien el sabor de la salsa BBQ.
DSC_0042.jpg
Finalmente, los postres no apantallan, pero cumplen muy bien. Las porciones son medianas y no muy dulces, lo que complementa perfectamente con la comida. Los mejores fueron la tarta de roquefort (con un sabor fuerte, no esperen un pay de queso) y el pastel de té verde.
Es un lugar que cumple con todo. El espacio es muy bonito y acogedor; la comida, deliciosa; y la atención, fenomenal.
DSC_0073.JPG
El ticket promedio por persona está entre $250 por una comida sencilla y $450-$600 pidiendo entradas, postre y un sake de la casa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s