Antojos sobre ruedas… a la mexicana.

¿Mi sueño desde el comienzo de mi adultez? Poner mi restaurante, mi menú, mi manera y la mejor comida de la ciudad. ¿Mi sueño de unos para años para acá? Un Food Truck.

Tuve la oportunidad de conocerlos por medio de la televisión americana y probarlos en vivo y a todo color en algunos en viajes. De cierta manera se pordía decir que viví ese boom en donde los papeles fueron cambiando en la industria alimentaria, conceptos nuevos, diferentes, atendiendo los gustos y necesidades de los clientes, ofreciendo alimentos específicos para mercados específicos.

food-truck-rally-final2-032813
FoodTruck Miami Beach

Si hoy tienes antojo de tacos coreanos, ten, un menú sólo de fusiones México/Coreanas ¿Quieres hamburguesas? Toma, un camión con 10 tipos de hamburguesas diferentes. ¿Helados? Roxy, Helado Obscuro, Glace, etc.

La cualidad mas importante de los Food Trucks: tienen ruedas y van hacia el cliente, en vez de que el cliente tenga que ir hacia ellos, ahí el BOOM.

México, como siempre, a huevo quiere subirse al camión de las tendencias que nos traen los gringos. Algo rezagados, pero se las copiamos y las echamos a andar, a nuestra manera siempre y sin dejar el gran ingenio mexicano que nos caracteriza. Este ingenio que llamo “A la Mexicana”.

Foodtrucks en México.-Mongomerys
Foodtrucks en México.-Mongomerys

Pero resulta que los “mexican millenials de la cocina” (cocineros, estudiantes de gastronomía y hasta emprendedores a quienes sus mamás les decían que cocinan muy bien) deciden “A la Mexicana” y con prisa para que el auge no se desvanezca, montar sus camiones, los diseñan, crean sus menús y PUM a la calle sin permiso, dados de alta en el IMPI y como REPECOS (cosa que cualquiera puede hacer, pero que no los avala como algo más que vendedores ambulantes).

Y así comienza la historia de los Food Trucks en México: Como buenos forasteros, haciendo sus propias leyes al andar, deambulando por las calles de la gran urbe, ofreciendo alimentos innovadores, apoyando a pequeños productores y ofreciendo precios “accesibles” (accesibles para que los godinez de clase alta con paladares aventureros puedan alimentarse de hamburguesas de carne orgánica y malteadas de leche bronca con chile piquín y chocolate traído de la sierra de Oaxaca, entre mas raro mejor).

Empanadería en la condesa
Empanadería en la condesa

Todo es risas y diversión hasta que llega el líder de los vendedores ambulantes de la zona donde están estacionados y les dice “Uy joven ¿que cree?, que sin permiso no va a poder tener aquí su changarro, a menos que nos arreglemos y le damos permiso de ponerse en donde le digamos y a la hora que le digamos.” (los dueños de la calle defendiendo “a la mexicana” sus banquetas de garnachas).

Primario, gourmet mexicano.
Primario, gourmet mexicano.

Eso le sucede a los camiones que decidieron hacer su propia ley y retar a las autoridades y sindicatos de las calles mientras solucionan su situacion, algunos dan su mordida pero pues cuando los ven güeritos no quieren “pal´ chesco”, quieren para el desayuno, comida, cena y colegiatura de sus 4 hijos y eso a un emprendedor no hay cartera que le aguante (a menos que sean hijos de papi y los estén entreteniendo hasta que decidan irse a trabajar al fabrica, pero Shhhh). Entonces o aguantan o cierran.

Asi es como se dan cuenta que uno no puede hacer el 90% bien y dejar sin hacer el 10% que más te jode, que es no tener permiso para trabajar. Ahora la labor mas pesada, es buscar legislar a los Food Trucks, que se les vea como ambulantes bien, pagando impuestos y respetando a la comida y su arte, pero en ruedas y sin tener que dar mordidas.

gastronomia-itinerante
Don Kebab

Hasta que esto suceda, algunos decidirán pagar al jefe ambulante por un diminuto pedazo de banqueta, otros pagarán hasta en dos zonas distintas para poder aumentar su clientela y ya los de más presupuesto se aparcarán como hasta ahora en un estacionamiento.

Sí, son soluciones, pero soluciones que para mí sólo los convierten en un restaurante más, sólo que con llantas que nunca utilizan y que te sirven en platos desechables y probablemente de pie, cual tacos de guisado.

Foodtruck Bazar México
Foodtruck Bazar México

Podremos realizar festivales, llevarlos a eventos con caché, tener éxito y fama, pero mientras sigan teniendo direcciones fijas en lugar de que ellos lleguen a mí con sus deliciosas innovaciones y hasta que no me tengan al pendiente de cuando estarán cerca de mi zona, seguirán siendo restaurantes que al no cumplir con su función original, no se pueden llamar Food Trucks… todavía.

@Kunilingus


					

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s